noscript facebook
Date a conocer Mis Ideas Informes de tendencias Proveedores Productos

¡A comer insectos! Start ups, grandes marcas e inversores que apuestan por ellos

Idea inspiradora INTENSO

Estados Unidos, España, Francia

imagen cargando imagen de Start ups, marcas e inversores que apuestan por la alimentación con insectos

  • imagen de Start ups, marcas e inversores que apuestan por la alimentación con insectos
  • imagen de 2
  • imagen de 3
  • imagen de 4
  • imagen de 5

Para poder utilizar el buscador por categorías y palabras clave, valorar nuestras ideas y archivar en favoritos

Regístrate

Comer todo lo que la naturaleza nos proporciona sin generar desperdicios, y más si es fuente de proteínas o de sabor, es tendencia. Y la naturaleza está llena de insectos que en muchos países son parte de dieta habitual. Esta lista del blog Girls meet Bug recoge 37 de ellos. Muchos menos que las 300 especies que según un informe de la FAO se consumen en México.

 

La legislación muchas veces va por detrás de la iniciativa privada en temas alimentarios. Europa dejó en manos de los países la regulación de la producción y comercialización de este tipo de alimentos siendo Bélgica el primer país en hacerlo en 2014, seguida de Reino Unido, Holanda, Dinamarca, Francia y Suiza. Otros países como España han esperado a la regulación europea de 2018 para dar el paso. 

 

En 2013 la Organización de las Naciones Unidas para Alimentación y Agricultura de las Naciones Unidas publicó un documento en el que se señalaba que comer chinches como grillos, gusanos de harina o larvas de moscas soldado negro, podía solucionar el problema de suministro de comida sin gravar el medioambiente.

 

Y ahí estaban los emprendedores más osados para lograrlo con distintas estrategias.

 

Producción de insectos y ingredientes a partir de ellos para consumo humano: Las empresas que ya criaban insectos para el consumo por animales o peces estaban más cerca de ver el potencial para los humanos. Un buen ejemplo es Entomo Farms creada en 2014 en Canadá, que rediseño por completo el proceso productivo para asegurar la seguridad para el consumo humano con grillos criados en “libertad” a la vez que optimizaba los costes. Otra empresa de casi idéntico nombre Entomo Farm, creada también en 2014 en Francia, logró financiación de 900.000 $ vía crowdfunding y una ronda de 3 Millones de € a finales del 2017 para producir instalaciones que faciliten a criadores la producción. 

 

Producción de productos a partir de la harina o polvo de insectos: Chapul en 2012, fue la pionera en USA en ofrecer harina de grillo y barritas de elaboradas con la misma. Lanzada con una campaña de Kickstarter. consiguió alta notoriedad con su aparición en el programa Shark Tank y consiguió 50.000 $ de Mark Cuban, empresario de la NBA y la industria del cine que apostó por esta nueva forma de alimentación. A esta le han seguido otras cuantas entre las que destaca Exoprotein, creada en 2013 para producir barritas con harina de grillo como ingrediente. Esta empresa en sucesivas rondas de financiación ha levantado más de 5 Millones de $ desde los primeros 55,000 que consiguió con 1.200 backers en su campaña de lanzamiento en Kickstarter. Accel Foods, empresa especializada en invertir en nuevas marcas de alimentación y bebidas con una amplia cartera, es uno de sus inversores. A estas empresas les han seguido otras cuantas que apuestan por incorporar los beneficios evitando el rechazo que supone ver los insectos, utilizando la harina proteica para producir barritas, polvos para batidos, pastas, tortilla chips, bollería, pan….En España Insectfit, tras la entrada en vigor de la nueva legislación en Enero de 2018, ha sido la primera empresa en presentar su barrita de harina de grillo, apoyada en su salida al mercado por Lanzadera, la incubadora de empresas de Mercadona.

 

Productos en los que los insectos son claramente visibles. Otras empresas, se atreven a proponer que los comamos asados como si de pipas se tratara. Entre ellos Jimini’s creada en 2012 Francia, que consiguió ser finalista de un programa de aceleración de Pepsico en 2017. O Aketta creada en 2016 en US.

 

Algunos de los denominadores comunes de las start ups pioneras que quieren que comamos insectos son, los arranques vía crowdfunding, la facilidad para conseguir notoriedad en medios, el interés que despiertan en las aceleradoras de los grandes – IKEA, Mercadona, Pepsico…, y el apoyo de algunos grandes inversores convencidos de que esta es una alimentación de futuro.

 

Los volúmenes son todavía bajos pero el número de empresas nuevas crece cada día por lo que se augura que cada vez estarán más en boca de todos los beneficios de estos alimentos. Si la búsqueda de productos saludables supera las reticencias, algo que es más fácil conseguir con productos hechos con las harinas de insectos, los primeros inversores y emprendedores habrán demostrado el poder de su visión.

Es INTENSO porque:

La visión de estas nuevas empresas nos muestra posibles estrategias a seguir si apuestas por ser un de los actores que impulsen, lo que muchos denominan, la alimentación del futuro. Los riesgos son altos y la velocidad de crecimiento es una incógnita que no ha frenado a los inversores más convencidos en apostar por ellos.
X Usando este sitio web acepta el uso de cookies de acuerdo a nuestra Política de Privacidad